Corrientes, Friday 8 de November de 2019

Un equipo de la Nación, de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), de Unicef y de la ONUSIDA, junto a Salud Pública, recorrió esta semana los hospitales con maternidades y centros de salud de la Provincia.

Durante cuatro días se realizó en Corrientes el "Monitoreo Subnacional de la implementación en la Estrategia de Eliminación de la Transmisión Materno Infantil de VIH, Sífilis, Hepatitis B y Chagas Congénito”, de esta manera se pudo observar la estrategia local de eliminación de enfermedades congénitas. Se trata de un trabajo que se realizó con la presencia de un equipo del Ministerio de Salud y Desarrollo Social de la Nación, de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), de la ONUSIDA y de Unicef.

Los representantes de esas instituciones, junto a Salud Pública, recorrieron los hospitales con maternidades de mayor complejidad de la provincia y algunos centros de salud, para observar cómo se trabaja con las embarazadas que padezcan algunas de esas enfermedades, para evitar el contagio a los bebés. Estuvieron en Bella Vista, Goya y Capital.

A modo de cierre, se realizó hoy una jornada en el hospital Ángela I. de Llano, en donde se expusieron los resultados preliminares del monitoreo. Posteriormente, se presentará un documento con las conclusiones Al ministro Salud Pública, Ricardo Cardozo.

En este ámbito, en la jornada realizada hoy en el hospital Llano, los funcionarios tanto nacionales como provinciales, coincidieron en que la clave para evitar la transmisión de Chagas, VIH, Sífilis y Hepatitis B, es el control prenatal.

“En primer lugar resaltamos la decisión política de la Provincia, no solo por solicitarnos esta visita, prepararse para eso, sino también porque una vez llegadas a ciertas conclusiones técnicas, nos demostraron las ganas de trabajar y nos aseguraron que pondrá todo lo que esté al alcance de la gestión para poder profundizar la lucha contra estas enfermedades y eso lo celebramos”, dijo la coordinadora de Gestión de Programas de la Dirección Nacional de Maternidad, Infancia y Adolescencia de la Nación, Cristina Cipolla.

Remarcó que “con esto, apuntamos a que nazcan niños sanos, entonces en las situaciones que son prevenibles, si las enfermedades son detectadas son tratables y nosotros podemos mejorarle la calidad de vida no solo a la embarazada sino también al hijo que va a tener y por eso vale la pena hacer el esfuerzo”.

La funcionaria explicó que “lo común que tienen estas cuatro enfermedades, si lo miramos positivamente, es que son prevenibles, son detectables y para eso es muy importante que tengamos incorporado el hábito, la costumbre del control del embarazo. La clave de todo esto es que la embaraza se controle precozmente, que apenas sepa que está embarazada se acerque al centro de salud”.

En esta línea, dijo que “Corrientes viene trabajando en esto y viene disponiendo de muchos recursos e incluso muchos esfuerzos personales, tiene equipos y medios para esta tarea”.

Por su parte, la directora General de Salud Materno Infanto Juvenil, Nora Ropelato, indicó: “Estamos muy conformes con todo el trabajo que se hizo durante estos cuatro días, el monitoreo generó dentro de los equipos de trabajo una búsqueda de datos, una mirada hacia adentro, y esto hace muy bien a todo el equipo de salud y los resultados eran lo que esperábamos en cierto sentido, sabemos que estamos en un proceso de cambio, de transformación, de algunas cuestiones que hacen a la captación temprana de la embarazada, que venga a los controles”.

“VAMOS POR EL CAMINO CORRECTO”

Ropelato remarcó: “Vamos por el camino adecuado, eso es lo que nos marca la Nación, vamos por el camino correcto y hay que profundizar ciertas estrategias, tomar las recomendaciones que nos hicieron. Probablemente se formará una comisión con todos los equipos de trabajo como para seguir en este camino y en un año deberíamos estar mostrando los resultados de esta misión de monitoreo y de los cambios en terreno”.

En sintonía con las declaraciones de Cipolla, Ropelato remarcó que “la base de esto, es el control prenatal. Acá estamos hablando de enfermedades de transmisión materno-infantil, que detectadas oportunamente en el embarazo, debería ser cero transmisión al bebé, entonces ahí es donde apuntamos”.